martes, 15 de enero de 2008

Etcétera

Como si la hubiese venido buscando desde hace media vida, la vio entre la multitud, distinguió esos pequeños ojos que con la vehemente mirada invitaban a la impetuosa tentación de perderse por los siglos de los siglos, hasta que se terminen las lunas
Y después, el viento
Ella, que también se sumergió en el océano de sus pupilas, eliminó la interferencia y los sonidos que hicieron los demás; esos que no entienden de adoraciones, por eso se pierde con él, hasta que se acaben los soles
Y después, las letras


7 comentarios:

Nausicaa dijo...

Volviste! Al fin, te echabamos de menos... Y no defraudaste, que historia tan apasionada, que momento tan epico!

Carlitos 7.9 dijo...

Idealizar es irse contra una pared, de cara y a cien por hora... casi siempre

Mujer con piernas dijo...

Jamás pensé en que existiera el día en que terminen las lunas, que se nublen ya, pero que se terminen. Me ha fulminado.

Saludos

Musaranya dijo...

Las palabras deberían ser lo primero a eliminar, no? Antes que los astros, y demás artilugios de atrezzo :P
Saludines

= ReYnA = dijo...

wow! tú escribiste eso?
me gustó :)

oye gracias por pasar a leer mi blog y firmar toda positiva y sacarme una sonrisa y así jaja

te voy a linkear porque me gusta tu blog xD
recuerdo que ya había pasado porque Lau recomendó tu pagina y que vengo y que veo y que me gusta :P

Bonito inicio de semana!

BeSoS...

Mariposa... dijo...

que hermsoso escrito...hasta que se terminen las lunas....hacen n hermoso eco tus palabras...
Besitos y hermoso regreso niña!

Sol dijo...

'y después, las letras'
Me encantó eso!

Beso.