sábado, 26 de enero de 2008

no sabré de puntos finales

Contigo me busco suprimir las gafas del miedo;
Tu sonrisa dulcifíca la vida, más que la miel al amaranto;
No había brillado tanto el reflejo de mis ojos en un río;
Te imaginé un atardecer llegando puntual a la ventana de mis ideales;
Aprenderás a sentir la voz de mis manos;

Hasta pronto, que el tiempo pase en en un abrazo
(de los que no dejan respirar)
Punto y coma


martes, 22 de enero de 2008

Que si te escribo es para no quedarme callada



martes, 15 de enero de 2008

Etcétera

Como si la hubiese venido buscando desde hace media vida, la vio entre la multitud, distinguió esos pequeños ojos que con la vehemente mirada invitaban a la impetuosa tentación de perderse por los siglos de los siglos, hasta que se terminen las lunas
Y después, el viento
Ella, que también se sumergió en el océano de sus pupilas, eliminó la interferencia y los sonidos que hicieron los demás; esos que no entienden de adoraciones, por eso se pierde con él, hasta que se acaben los soles
Y después, las letras